Zanahoria

La zanahoria (Daucus carota) es una hortaliza de la familia de las umbelíferas. Se cultiva por su raiz, muy rica en vitaminas y minerales, así como en carotenos, poderosos antioxidantes que el organismo transforma en vitamina A. Dado que la deficiencia de esta vitamina provoca deficiencia de visión nocturna, a la zanahoria siempre se le ha atribuido un efecto beneficioso para la vista. Además, aumenta la producción de melanina, el pigmento que protege nuestra piel de los rayos del sol.

Cultivo

Se puede recoger todo el año, eligiendo las variedades adecuadas. Por lo general se suele sembrar en primavera ( de finales de febrero a primeros de marzo ) y en verano ( de mediados de junio a mediados de julio ). Se siembra en hileras separadas unos 30 cm. entre si, bien a chorrillo o a golpes; en todo caso no convienen ni las siembras claras ni las espesas, dado que en el primer caso los rendimientos son bajos y en el segundo se obtienen raíces malformadas. Se suelen emplear entre 4 y 8 kg. de semilla por hectárea,dependiendo de los tipos a cultivar.

El suelo debe ser fresco, muy fértil, suelto, muy permeable y profundo. Requiere frecuentes y escasos aportes de agua, puesto que tanto el exceso como la falta de agua son muy perjudiciales. Es aconsejable el riego por aspersión.

Abonado

 No es conveniente un estercolado reciente. Además la zanahoria es muy exigente en potasa y sensible a los cloruros. Un buen abonado puede hacerse con NITROFOSKA AZUL entre 15 y 25 kg. por cada 1000 m 2 € en 2-3 aplicaciones.

Plagas y enfermedades

La mosca (Psila Rosae), que mina las raicillas y en la segunda generación las zanahorias, produciendo coloraciones parduzcas y putrefacciones. El pulgón, que provoca un intenso abarquillamiento en las hojas y un retraso en el crecimiento . El mal vinoso (Rhizoctonia violácea), que provoca un amarillamiento en las hojas y al arrancarlas aparecen cubiertas de filamentos pardo-violáceos, se puede combatir con la rotación adecuada de cultivos y encalando el suelo.